top of page

¡El enchufe de carga rápida que todos quieren!


Tomas de corriente con carga rápida USB A+C

La normativa EU 2022/2380, que entrará en vigor a finales de 2024, obliga a que todos los dispositivos electrónicos vendidos en el territorio europeo dispongan de USB-C como conector y que todos los cargadores sean compatibles con Power Delivery. Esta normativa es una buena noticia para los usuarios europeos, ya que se acabarán las soluciones propietarias de los fabricantes.


Por ello, la compañía Siemens ha comercializado una nueva toma de corriente Schuko con cargador USB A y C de carga rápida compatible con Power Delivery, anticipándose a la normativa 2. Esta unificación es posible gracias a la nueva normativa, que invita a los fabricantes de dispositivos electrónicos de consumo a usar un único tipo de conexión USB (USB-C) que haga uso de una tecnología de carga rápida concreta (Power Delivery).


Este enchufe “total” está preparado para el futuro. La carga USB se adecúa a las exigencias de la normativa europea, con carga rápida Power Delivery de hasta 20W a través de la toma USB-C, por la que apuestan ya fabricantes como Apple, Google o Samsung. Y, a su vez, ambos puertos USB también son compatibles con Quick charge, que es un protocolo de carga empleado por fabricantes como Huawei o Xiaomi.



El Impulso Evolutivo de la Tecnología de Carga USB: Más Allá de la Velocidad.



Desde sus orígenes, los puertos USB han sido el pilar fundamental para la alimentación y transferencia de datos de dispositivos electrónicos. No obstante, la velocidad de carga inicial, apenas unos cuantos vatios, dejaba mucho que desear. Recuerda la era de los 5 vatios en la tecnología de carga USB hasta alrededor de 2012: una eternidad de más de tres horas para llenar la batería de un iPhone de 15Whr, si no lo estabas usando, claro está.


Para sortear estas limitaciones, los fabricantes se adentraron en la senda de la innovación, integrando tecnologías de carga rápida propietarias en sus dispositivos. En este sentido, los cargadores y cables USB-C emergieron como heraldos de una nueva era.


Siemens, por ejemplo, presentó un enchufe "total" que, cumpliendo con las normativas europeas, otorga una carga rápida Power Delivery de hasta 20W a través del puerto USB-C. Este tipo de sistemas no se limitan a una mera transacción de energía, sino que establecen un "diálogo" entre el dispositivo y el cargador, adaptando dinámicamente corrientes y voltajes para maximizar la eficiencia de carga. Todo esto, basado en factores como la temperatura de la batería o su nivel de carga en tiempo real.



Carga Rápida 240W


El espectro de potencia se amplió exponencialmente, alcanzando máximos de 25W, 40W, 66W, 100W, 120W e incluso descomunales 240W. Esto ha reducido los tiempos de carga a una fracción mínima, ¡15 minutos en los casos más excepcionales!


No obstante, el sol radiante de la carga rápida se nubla en el horizonte de la compatibilidad entre diferentes fabricantes. Los sistemas de carga rápida de un fabricante pueden no ser compatibles con los de otro. La divergencia se extiende incluso a los cables USB-C, que contienen cableados internos específicos para "conversar" con el cargador correspondiente de cada fabricante o dispositivo.


Aquí es donde entra en acción el juego de Power Delivery, siendo un factor clave para armonizar estos ecosistemas fragmentados. Este estándar se convierte en el vínculo unificador, ofreciendo un lenguaje común que permite una mayor interoperabilidad entre diferentes dispositivos y cargadores.


En resumen, la carga USB ha evolucionado más allá de la simple velocidad. Ha madurado en un diálogo sofisticado entre dispositivos y fuentes de energía, un proceso que avanza constantemente en pos de una mayor eficiencia, compatibilidad y comodidad para los usuarios finales.



El Impulso Constante de Power Delivery (PD) en la Evolución de la Carga Rápida.



Desde su debut en 2014, el protocolo estándar de carga rápida, Power Delivery (PD), ha trazado una trayectoria evolutiva impresionante. Cada iteración sucesiva de PD ha sido testigo de mejoras significativas en la velocidad de carga, catapultándonos hacia el presente, donde este estándar puede alcanzar hasta 240W. Esta potencia es idónea no solo para móviles, sino también para tabletas y portátiles, estableciendo un nuevo paradigma en la eficiencia de carga.


La innovación no se detiene únicamente en la rapidez; la toma de corriente Schuko de Siemens ejemplifica cómo la comunicación inteligente entre dispositivo y cargador puede revolucionar la experiencia de carga. Este dispositivo actúa como un puente que facilita una conversación estratégica entre ambos extremos, determinando con precisión los voltajes y corrientes óptimos para maximizar la velocidad de carga, minimizando al mismo tiempo las pérdidas de energía debido a sobrecalentamientos.


La magia de esta tecnología de carga rápida radica en su capacidad para negociar dinámicamente la corriente que fluye desde el cargador PD hacia los dispositivos conectados mediante un cable USB compatible. La toma de corriente Siemens es un excelente ejemplo de esta sinergia entre dispositivos y cargadores. Al determinar los niveles óptimos de voltaje y corriente durante el proceso de carga, no solo se optimiza la velocidad de recarga, sino que también se extiende la vida útil tanto del cargador como del dispositivo móvil.


El Parlamento Europeo ha tomado una decisión crucial al adoptar Power Delivery como el estándar obligatorio de compatibilidad para la carga. Esta elección promete unificar los sistemas de carga, contrarrestando la actual diversidad confusa de cables USB-C, muchos de los cuales no pueden proporcionar una carga rápida, a pesar de estar etiquetados para ello.


En conclusión, Power Delivery no solo representa una evolución en la velocidad de carga, sino que también encarna un enfoque inteligente y eficiente para garantizar una comunicación armoniosa entre dispositivos y cargadores. Esta sinergia no solo acelera la carga, sino que también allana el camino hacia un ecosistema de carga más cohesivo y eficiente para los usuarios en Europa y más allá.



Preparándose para el Futuro de la Carga: Impacto de la Normativa Power Delivery y USB-C.



El reloj avanza y el tiempo apremia: en aproximadamente un año, se pondrá en marcha la normativa que exige el uso de Power Delivery y USB-C en dispositivos y cargadores. Es fundamental anticiparse a estos cambios para adaptarse sin contratiempos.


Los enchufes modernos con conexiones USB, como la innovadora propuesta de Siemens, ofrecen una solución práctica al eliminar la necesidad de múltiples cargadores. Sin embargo, para hacer frente a esta transición, es esencial tener en cuenta una serie de consideraciones clave.


Un punto de partida crucial es actualizar nuestro criterio al elegir cualquier dispositivo electrónico. Deberíamos priorizar aquellos que incorporen USB-C como conector de carga y que aseguren su compatibilidad con Power Delivery, garantizando así una carga rápida y eficiente. Esta normativa afectará a una amplia gama de dispositivos, desde móviles y tabletas hasta wearables e incluso portátiles.



Tomas de corriente con carga rápida USB A+C


Si te encuentras realizando obras o modificaciones en tu hogar, considera la posibilidad de cambiar las tomas de enchufe convencionales por versiones más modernas que incluyan puertos de carga USB-A y USB-C compatibles con Power Delivery. Esta actualización no solo simplificará la carga de dispositivos, sino que también te preparará para los estándares futuros.


Asimismo, al adquirir accesorios como cargadores, cables USB-C, powerbanks, dockings o adaptadores USB, es crucial verificar su compatibilidad con Power Delivery y USB-C. Esta precaución te asegurará una transición más fluida hacia los nuevos estándares de carga.

Un aspecto de suma importancia es la selección cuidadosa del cable USB utilizado para la carga. Asegurarse proactivamente de que el cable sea compatible con Power Delivery es esencial. De lo contrario, existe el riesgo de que el dispositivo se cargue de manera más lenta en lugar de aprovechar su potencial de carga rápida.



Simplificando la Vida Cotidiana con Enchufes Innovadores: El Avance de Siemens y Bjc.



El futuro de la carga de dispositivos está tomando forma gracias a la visión innovadora de marcas como Siemens y Bjc. Su enfoque revolucionario hacia la estandarización y la comodidad se materializa en enchufes que están allanando el camino hacia un entorno donde la carga USB-C será tan común como las tomas de corriente tradicionales.

Siemens ha dado un paso de gigante al presentar su nueva toma de corriente Schuko, equipada con un cargador USB-A y USB-C de carga rápida, integrando el protocolo Power Delivery. Este avance permite conectar múltiples dispositivos a través de una sola toma, sin comprometer la velocidad de carga.



BJC Enchufe Schuko ® con cargador USB C - 18524 - USBC


Una de las características más destacadas es la potencia ofrecida: 20W, superando significativamente la oferta habitual en el mercado. Pero no es solo la potencia lo que distingue a este dispositivo. Su enfoque en la seguridad también es notable. La implementación de una doble protección mediante la monitorización constante de la temperatura y la corriente de salida garantiza un entorno seguro. Si la temperatura alcanza los 140 grados Celsius o la corriente de salida llega a su límite máximo, el sistema activa una autoprotección, interrumpiendo la salida del USB para evitar sobrecargas o posibles riesgos.


La eficiencia energética es otro punto sobresaliente de esta tecnología. Con un consumo en reposo inferior al requerido por la directiva europea de eficiencia energética, estos enchufes representan un avance significativo hacia una infraestructura más sostenible y amigable con el medio ambiente.


Los perfiles de salida en carga rápida son versátiles y adaptables a las necesidades de carga de diversos dispositivos: 5V/3A, 9V/2,22A y 12V/1,67A. Incluso al conectar dos dispositivos simultáneamente, la combinación puede alcanzar los 5V/3,4A (20W), distribuyendo eficientemente la potencia entre las dos conexiones USB.


En resumen, estos avances tecnológicos nos acercan a un futuro donde la carga de dispositivos será más sencilla, segura y estandarizada. La visión de Siemens y Bjc está allanando el camino hacia una nueva era en la que la comodidad y la eficiencia se unen para transformar nuestra experiencia cotidiana con la electricidad.


Fuente: BJC



59 visualizaciones0 comentarios

Comentários


DDL-G+Portada.jpg
bottom of page